- Foto Cortesía de: Newcastle United

Cuando involucraron al Tino Asprilla en un problema de drogas por un regalo en Inglaterra

Edwin Congo está actualmente en una investigación por una red de tráfico

El caso de Edwin Congo detenido por presuntamente pertenecer a una red de narcotráfico despertó muchas dudas por la participación del exfutbolista colombiano en negocios ilícitos en Europa. Si bien el ex Real Madrid salió el mismo día tras prestar una declaratoria ante las autoridades, la realidad es que aumentó la lista de jugadores colombianos salpicados por las drogas.

A propósito del caso de Edwin Congo, que por ahora sigue en la mira de las autoridades por ser considerado un eslabón en la red de narcotráfico, el Tino Asprilla recordó la vez en la que él mismo estuvo involucrado en un caso de drogas por, según él, ayudar a un hombre que estaba necesitando dinero.

Apenas unos días después de que el Tino Asprilla le encajara un hat-trick al Barcelona en la Champions League con el Newcastle, el fútbol inglés se vio sorprendido porque el vallecaucano estaba siendo involucrado en un escándalo por, supuestamente, haber patrocinado la compra de cocaína por parte del también colombiano Leonel Sarmiento.

En Blog Deportivo de Blu Radio, donde el exjugador de la Selección Colombia hace de panelista, Asprilla contó la vez en la que lo involucraron por tráfico de cocaína. Ocurrió después de ser traspasado del Parma de Italia al Newcastle United, donde ya era figura por su estilo en el campo de juego.

En 1997 el Tino, por hacer más resultó salpicado en un caso de drogas, como él mismo lo cuenta. Le regaló 1.000 libras esterlinas a un conocido que, según él, estaba pasando por un momento difícil económico, lo que no se esperaba es que solo días después de entregarle el dinero, su compatriota compareciera ante un juez por posesión de cocaína por el mismo valor que el jugador le había entregado.

En medio de las investigaciones, el mismo Sarmiento, conocido de Asprilla, aseguró que la droga no fue adquirida por encargo del Tino, como se estaba especulando en ese momento, por el contrario, aseguró que lo que decía el jugador del Newcastle era verdad, y que solamente le había regalado el dinero por estar pasando por un mal momento económico, sin embargo, la cocaína sí era suya, pero para consumo personal.