- Foto Cortesía de: Win Sport

El Diablo vuelve al cielo después de 5 años de pesadilla

América De Cali venció hoy a Deportes Quindio por el cuadrangular B y ascendió a primera división después de 5 años

América de Cali venció 2-1 a Deportes Quindío en el estadio Pascual Guerrero y confirmó el regreso a Primera división después de cinco años en la B.

En los cinco años que estuvo condenado a la B, el equipo escarlata cedió en manos de Millonarios y luego de Atlético Nacional el puesto de privilegio en la historia del fútbol colombiano como el equipo más ganador en la historia del balompié organizado en el país.

Desde el año 2008, los 'Diablos Rojos' no tenían una alegría de inmenso tamaño cuando levantaron el trofeo y su último título en la máxima categoría bajo el mando de Diego Édison Umaña.

Los pitos de carros inundaron las calles de las principales avenidas en todo el país como la manifestación de una de las más grandes hinchadas de Colombia que estuvo ausente por un quinquenio viendo como sus archienemigos de Millonarios y Nacional desplazaron con el título 14 y 15, respectivamente, al conjunto de sus amores de la parte alta de la lista de los más ganadores del FPC.

Este domingo, América asumió el peso de la responsabilidad del partido y la situación que lo obligó a atacar desde el arranque del juego, pero siempre lo hizo con orden, sin dejarse llevar por la notoria ansiedad del entorno y atacó con consistencia, hallando el sector más débil del conjunto cuyabro, la zona derecha de su ataque, izquierda defendiendo y por allí trabajó la victoria y se fue a los vestuarios con ella.

Jeison Lucumí ganó la raya de fondo de esa zona, centró buscando a Farías, su marcador personal falló en el cabezazo buscando evacuar y el argentino con calidad contuvo con el pecho y cambió de pierna para definir con la menos hábil. Minuto 20.

Quindío empató con una acción a balón detenido después de un tiro de esquina, Dairin González cabeceó para que Jonny Mosquera, jugador americano, buscando evitar que el balón le llegara a otro jugador visitante, descontroló a su portero y la metió en su arco. Autogol. Fue el 1-1. Minuto 25.

El cuadro escarlata asimiló bien el golpe y se mandó a atacar sin descuidarse en su zona defensiva. Metido en el último cuarto, Deportes Quindío se defendió. Una pelota jugada desde la esquina en segunda instancia provocó una falta de la defensa sobre Lucumí y el juez Wilmer Roldán determinara la falta dentro del área.

Cristian Martínez Borja, con la frialdad y suficiencia, mandó el balón al palo izquierdo engañando a Julián Mesa que se lanzó al costado opuesto. Fue el 2-1.

El segundo tiempo fue más luchado. Ambos elencos con mucha ansiedad. América se metió en el último cuarto de cancha viendo a un elenco cafetero que atropelló sin claridad.

En el minuto 90, Carlos Bejarano detuvo un balón en la raya tras un cabezazo, salvando así el ascenso.

Wilmer Roldán tomó el balón y decretó el final de una larga temporada sin el más grande de los equipos colombianos en los ochentas y noventas y que ahora regresa buscando su lugar en la historia.

¿Qué ganas en Fútbol Entre Líneas?

Como integrante de nuestro grupo de redacción tendrás el privilegio de llegar a miles de personas de habla hispana, además de ir formando un nombre y prestigio que servirá como soporte para ir avanzando en la estructura de Fútbol Entre Líneas, en donde a medida de tu antigüedad y cumplimiento podrás ir subiendo de rango e ir desarrollando diferentes roles.