"El Mineirao" la pesadilla de Brasil

En este estadio Brasil perdió, vergonzosamente, ante Alemania (1-7) en las semifinales del Mundial 2014 y desde entonces no ha vuelto a jugar allí

La selección de Brasil regresó en la madrugada del miércoles al lugar que solo le recuerda una de sus peores pesadillas: el Estadio Mineirao de Belo Horizonte. Allí, un 8 de julio de 2014, el combinado dirigido entonces por Luiz Filipe Scolari, y sin Neymar (lesionado en cuartos ante Colombia), encajo, ante la selección que saldría campeona de dicho mundial, Alemania, un humillante 1-7 con goles de Müller, Klose, Kroos (2), Khedira y Schurrle (2). Óscar logró el gol del ‘honor’.

Desde entonces, Brasil ha disputado un total de siete encuentros como local, en estadios como el Allianz Parque, de Sao Paulo; el José Pinheiro Borda, de Porto Alegre; el Governador Plácido Aderaldo, de Fortaleza; el Arena Fonte Nova, de Salvador de Bahía; el Itaipava Arena, de Pernambuco; el Arena de Amazonia, de Manaus o el Arena das Dunas, de Natal (Rio Grande).

Esta madrugada, tras más de dos años desterrado, el Mineirao volverá a ser escenario de un partido de Brasil como local. Pero una necesitada Argentina, con Leo Messi de vuelta, no parece el mejor rival posible.