- Foto Cortesía de: marca.com

España | La Liga que querían todos

Han habido varias sorpresas

Los favoritos no andan bien. ¡Qué bueno!, dirán los castigados de casi siempre, esos que cada temporada tienen partidos marcados en el calendario en los que al decir de muchos, mejor ni presentarse. La historia parece haber cambiado, al menos en este raro inicio de campaña en La Liga Santander, confirmado con las actuaciones de Alavés, Valladolid y Espanyol. Cierto es que nada más han pasado 9 jornadas, pero no son ni una, ni dos, ni tres. Sin lanzar campanas al vuelo, las distancias recortadas son bien recibidas  e incluso, con petición de prórroga.

 

Abelardo llegó el curso anterior con el torneo ya comenzado y terminó consiguiendo el objetivo, la permanencia. Sin los goles de Munir, quien retornó al Barcelona, las opciones de cara a puerta se veían reducidas, algo que no ha sido innegable, pues en las 9 fechas han marcado 12 perforaciones, extremadamente rentabilizadas, al extremo de estar ahora mismo en la tercera posición del certamen con 17 puntos. Comandados por el experimentado Ibai Gómez con 3 dianas y una asistencia, el Alavés se ha mostrado en dos interesantes vertientes, señales inequívocas del porqué de su rendimiento. Fuera de Mendizorroza acumulan tres éxitos de cinco partidos, anotando 8 de sus 12 goles, un aspecto a resaltar, ya que a los equipos con etiquetas de débiles se le pedirá siempre que su fortaleza se haga palpable en casa. Al ex del Athletic se suman Rubén Sobrino y Jonathan Calleri con par de perforaciones.

 

Como locales no han sido menos, 8 unidades de las 12 jugadas ante su público les tienen en la actual posición de privilegio. Pacheco ha recogido únicamente par de balones del fondo de su portería, una de las cifras que avalan el orden táctico practicado por los de Abelardo. Te esperan para luego aprovechar la velocidad por las bandas en los contragolpes, sobre todo la de Jony, dolor de cabeza para cualquiera de los zagueros que tenga la responsabilidad de marcarle. Sus cuatro pases que terminaron con festejo de sus compañeros demuestran la capacidad de este habilidoso futbolista cedido por el Málaga y que su DT ya le había tenido en el Sporting de Gijón. La victoria en el último minuto ante el Real Madrid 1-0 va siendo el pico más alto de la temporada para el Alavés, duelo en el que supieron anular el ataque ineficiente de los merengues, dejando la emoción para el córner del 95. Aguantar el ritmo será complejo, ni pensar en puestos europeos, pero lo que ya está en el saco nadie lo puede sacar, abriendo el panorama de forma tranquila para estar un año más en la categoría.

 

Por su parte, Ronaldo, el “gordito”, compró el Valladolid después de haberse dado más de un pitazo inicial en la temporada, pero tanta ha sido la euforia que se han lanzado hasta la sexta posición liguera, quimera en la mente de casi todos sus seguidores. Fueron cuatro choques sin ver puerta, y es que el Valladolid en 9 jornadas ha marcado solamente 8 goles. El punto de inflexión resultó Vigo. Partido de “locos” y con un inesperado héroe para los visitantes; el joven argentino Leonardo Suárez, atacante que puso las tablas a tres en el 94 para confirmar que las intenciones de no rendirse es una de las señas de identidad del conjunto dirigido por Sergio González.

 

Los pucelanos no saben lo que es perder fuera del Zorrilla, dos victorias y tres igualadas, Getafe y Girona se unen a la mentada frente al Celta. La racha lejos de casa se hace más relevante al derrotar, siempre por la mínima (1-0), a dos conjuntos llamados a priori a estar en la parte alta de la tabla, Villarreal y Betis. Culpables, todos y también uno. El mencionado Leo, de paso un año por Pucela para adquirir experiencia en la primera división, hundió al submarino, elenco al que pertenece y quizás brinde muchas alegrías en un futuro no muy lejano. El otro, Antoñito, quien dejó congelado al Villamarín, verde donde juega un equipo que aún no se sacude el peso de fichar con tan buen tino en el verano y no encuentra la regularidad que desea Setién. De esta forma, el Valladolid, afrontará par de encuentros con ribetes de cuidado, pues tras recibir al segundo en la tabla, el Espanyol, visitará el Bernabéu, recinto que ahora mismo arde en el peor de los sentidos.

 

Por otro lado, en la Ciudad Condal, mientras unos buscan la solución a la ausencia del 10, otros, con Europa en la mirilla para el próximo curso, hacen del descanso entresemana una calculadora que de momento les va dando resultado, principalmente cuando el público está a su favor. Llegaron Rubi para mandar desde la banda y Borja Iglesias para hacer los goles que marcan el camino al triunfo y, hasta entonces, mejor imposible. Detrás de su archirrival histórico, mantiene el pulso por los puestos de avanzada gracias al pleno de puntos caseros. Cuatro duelos, cuatro victorias, marcando 7 dianas y recibiendo solo una, una idea clara de que el discurso del cuerpo técnico y jugadores de darle vuelta a la situación de los periquitos en las últimas campañas no son pura palabrería.

 

A Barcelona han ido entre otros Valencia y Villarreal, quienes salieron por la puerta estrecha con un 2-0 y 3-1 respectivamente. Sergi Darder y Hernán Pérez, dos de las agradables noticias en el rendimiento de los albiazules, uno comandando el trabajo en la sala de máquinas y el otro anchando el campo por la banda derecha para que Iglesias, goleador del conjunto con 4, tenga opciones frente al marco rival, las que permitan al punta, ex del Zaragoza y del Celta, convertirse en el referente que desde hace tiempo se anhelaba en la parcela espanyolista. Abocados a la presión espaciada, no descuidarse atrás y a transformar en productivo el ataque (13 goles en 9 partidos), serán las pautas a seguir para los de Rubi, quien ha levantado altas expectativas, por juego, resultado y compromiso con el club.

 

El Barça es líder, el Atlético mira la cima como quinto y el Madrid, a pesar de los traspiés, anda séptimo a cuatro puntos de los culés. La historia podrá, deberá y seguro cambiará, pero la irreverencia de los pequeños es un sabor que hay que disfrutar a plenitud mientras dure. Un dato que nos puede indicar la paridad existente en LaLiga hasta el momento es que tanto los visitantes como los locales han marcado 109 goles. Del resto escribiremos en mayo.

@cronicarian 

Etapa postmundial incierta en algunas selecciones

Conmebol en un nuevo ciclo para buscar competir en Catar
Después del Mundial, las selecciones de Conmebol están en periodo de reestructuración: Argentina, Ecuador, Chile y Colombia so...

España | La Liga que querían todos

Han habido varias sorpresas
Los favoritos no andan bien. ¡Qué bueno!, dirán los castigados de casi siempre, esos que cada temporada tienen partidos marcado...

PERFIL| Leonardo Ramos el goleador sin reflector

Leonardo Ramos se ha convertido en la pieza clave de Lobos
Lobos BUAP es un club limitado, Francisco Palencia llegó con el objetivo de evitar el descenso y para ello las armas que se le otorgaron no ...

Casemiro tiene razón

Los jugadores no han estado a la altura
“El resultado de hoy es la muestra de lo que va siendo la temporada… un desastre”, afirmaba Casemiro en zona mixta tras la golea...

El negocio de la explotación infantil en el fútbol

La normalidad de explotar chicos para salir de la pobreza
Las historias de superación personal que involucran mucho trabajo y sacrificio para ser profesionales en el mundo del fútbol suelen d...

Arthur y Artur: El príncipe desplaza al rey

Melo se gana la confianza
Finalizaba la temporada 2017-2018. Busquets se quedaba solo. Seguían cayendo aquellos guerreros bajitos, artistas del balón, elocuent...