- Foto Cortesía de: Marca Claro Argentina

Las preferencias de la Conmebol con Boca y River

Se ha dado una inconformidad por parte de un club en especial, al ser tan notorias las preferencias

El lunes 14 de septiembre, se dio a conocer en horas de la tarde, que  el club Boca Juniors si puede viajar a Paraguay, aunque se presenten casos positivos de Covid-19.  La decisión se tomó porque, a pesar de que algunos jugadores sigan dando positivo en la prueba de coronavirus,  ya no tienen la carga viral suficiente para que puedan llegar a contagiar.

 

Pese a los casos activos, que se presentan en algunos jugadores del Boca,  el Club Libertad sacó un comunicado a través de su red social Twitter, donde expresa su total inconformidad con lo que está sucediendo por parte de la Conmebol.  “El Club Libertad manifiesta su total indignación, repudio y absoluta preocupación por el trato diferenciado y a favor que se les otorga a estas personas en detrimento de la salud de la población paraguaya”,  ese fue el anuncio del Club Libertad.

 

Asimismo,  el Club libertad advierte que no está reacio a disputar la tercera fecha ante el Boca Juniors,  pero deja claro que  no consentirá ni admitirá la aplicación de excepciones inadmisibles, que puedan poner en riesgo la salud de sus futbolistas,  pues asegura que  “la salud y la vida humana están por encima de todo”,  dijo el Club Libertad en su comunicado.

 

 

Además,  este es el primer caso en el mundo en el que se le permitirá a un futbolista viajar y participar de eventos deportivos, aún cuando las pruebas de Covid-19 siguen siendo positivas.  No solo las personas del común, sino también los deportistas de alto rendimiento, han tenido que permanecer  14  días aislados cuando sus pruebas siguen saliendo positivas, pero en este caso, hay una excepción con los jugadores del  Boca Juniors.

 

En el  2017, ya se había dado una polémica por parte de la Conmebol.  Esta vez fue con  River Plate,  puesto que  se presentó un caso masivo de dopaje, los cuales fueron descubiertos en partidos de Copa Libertadores.  Los jugadores que estuvieron involucrados fueron  Sebastián Driussi, Jonathan Maidana, Leonardo Ponzio, Ignacio “Nacho” Fernández, Lucas Alario, Mayada y Martínez Quarta.  Sin embargo, cuando el presidente de  River  se enteró que iban a ser descalificados por  3 años de cualquier competencia internacional, por reglamento y por delito federal,  la Conmebol sólo anunció 2 de 7 casos que ya se habían confirmado.  

 

Al mismo tiempo,  Sebastián Driussi fue vendido de urgencia a Rusia en un tiempo récord por  20 millones de dólares, escapando así de la AFA (quien raramente no intervino) y por ende, su presidente  Claudio Tapia fue denunciado por Sergio Parodi, por encubrimiento institucional.  Incluyendo también al médico de la  Conmebol (Donato Villani)  y al médico del  River (Pedro Hansing).