- Foto Cortesía de: Twitter @MailOnlineSport

Luego del escándalo por el robo de un reloj en un vestuario habrían encontrado al ladrón, un propio futbolista del equipo

Un gran conflicto se vivió dentro de un equipo en el fútbol francés

Una gran polémica se había venido presentando desde hace algunos días dentro del fútbol francés, luego de un robo que se presentó durante una de las rutinas de entrenamiento del Niza, equipo perteneciente a la Ligue 1 del país europeo. Luego de unos confusos hechos resultó que un reloj muy lujoso perteneciente al jugador Kasper Dolbeg fuera robado de los vestuarios sin que nadie se percatara de lo ocurrido.

 

Tras lo sucedido, el jugador se mostró preocupado y molesto por la ‘inseguridad’ presentada en dicho momento, reclamándole además a Jean Pierre Rivére, presidente del club, por la forma tan fácil como robaron su apreciado reloj. Además, se conoce que el delantero danés pidió a su entrenador no ser convocado para el enfrentamiento que se jugó el pasado sábado ante el Dijón, pero de todas formas fue tenido en cuenta por el técnico Patrick Vieira, rehusándose, en un principio, a entrar a la cancha en el momento que se le pidió, y que luego terminó hasta anotando un gol clave para su equipo.

 

Sin embargo, la ‘pataleta’ del atacante tuvo un trasfondo, pues se inició una investigación en la que presuntamente ya se dio a conocer el nombre de quién cometió el acto. La sorpresa llegó cuando se supo que el ‘ladrón estaba en casa’ y que el distinguido elemento había sido hurtado por uno de sus propios compañeros, el también delantero Lamine Diaby - Fatiga.

 

Según el diario L’Équipe, este juvenil de 18 años sería el directamente implicado en el robo. Este jugador, que debutó como profesional a sus 16 años en el conjunto de las ‘águilas’ también ha hecho parte del seleccionado francés en diferentes categorías inferiores, y ahora enfrenta un caso por tomar el reloj de su compañero de equipo.
 
Durante esta temporada no ha tenido minutos con el club francés porque se encuentra recuperándose de una lesión que sufrió hace algunos meses y ahora se le abrió un expediente en el que, según lo que se compruebe, podría ser incluso despedido del equipo, afectando de sobremanera su carrera deportiva.