- Foto Cortesía de: Marca

Willian José, un 9 Real

El brasileño mejora cada año

Hay focos que por mucho que los busques, la luz que te llega es tenue. Otros brillan, aunque a veces sea gracias a ti o, tengas una participación para al menos mentar, pero sin explicación, el candil, la prensa, es para afortunados. Así es el fútbol, igual de implacable que el tiempo, pero algunos se aferran tan fuerte, que finalmente por insistencia y, porque sí, hablar de ellos se convierte en obligación agradable. 
Willian José, el delantero centro indiscutible de la Real Sociedad pasó tantas veces cedido como goles anotados con la Selección de Brasil Sub 20, cinco. Sao Paulo, Gremio, Santos, clubes de inevitable referencia del más universal en el gigante sudamericano, recibieron los discretos servicios del ahora txuri-urdin. En Sao Paulo consiguió una Copa Sudamericana, en la que Willian perforó en tres ocasiones las mallas rivales. No obstante, al final de la temporada regresó al elenco que se había hecho dueño de su pase, el Deportivo Maldonado de uruguay, donde por cierto, nunca debutaría. 
Su mejor época antes de dar el salto a Europa la vivió con la verdeamarela para menores de 20 años, coronándose en el certamen de la categoría de la CONMEBOL, celebrado en Perú en el 2011, marcando 3 dianas, siendo Colombia, Chile y Argentina sus víctimas. En aquel momento Neymar y Lucas Moura eran los que se robaban el show. A pesar de aportar par de goles en el cetro ecuménico ese mismo año (Ante Australia y en cuartos de final frente a España), el hat-trick de Oscar en la final contra Portugal, las prestaciones de Coutinho, Danilo y Casemiro, atrapaban las miradas de ojeadores y especialistas. 
La fama en el viejo continente les llegó primero a los antes mencionados, olvidándose muchos quien era el punta de la última gran generación brasileña hasta entonces. En el mercado invernal de 2014, de forma inesperada se vistió de blanco para jugar en el Real Madrid Castilla, elenco con el que anotó 4 goles, 3 de ellos en un mismo partido, ante el Recreativo de Huelva. Tuvo el privilegio de debutar con los mayores, en el epílogo de la campaña 2013-2014, bajo el mando de Carlo Ancelotti, en el duelo ante el Celta de Vigo, entrando en el minuto 69 por su compatriota, Casemiro. Al término del curso el Madrid no ejerció ninguna opción de compra, de todos modos agradeció en una carta el haber podido estar en una entidad de tanto prestigio. 
Posteriormente continuarían los préstamos, primero en el Zaragoza, también en segunda, al igual que en el filial merengue, aunque esta vez si pudo adquirir más protagonismo. Contribuyó con sus 10 anotaciones a que su conjunto avanzara hasta los play off de ascenso, pero ahí quedaron. De igual forma le llegaría la oportunidad de estar en Primera gracias a que la UD Las Palmas apostó por él. Repitió cifras, 10 perforaciones en 34 encuentros, haciendo un hueco en la agenda de clubes con pretensiones más altas dentro de la competición ibérica. El País Vasco sería su próxima parada, buscando él, que fuera la de la confirmación. 
Dentro de la Real Sociedad ha podido explotar en temporada y media todo su potencial, atacante quizás no convencional para venir de la tierra de la samba, pero con la efectividad que se buscaba en Zubieta para conseguir objetivos teñidos de Europa. Su casi 1.90m, más allá de brindarle un espectacular juego aéreo, probablemente de los mejores de LaLiga Santander, no le impide adaptarse a varios esquemas dentro de la cancha, pues funge como pivote para lanzar los contragolpes, así como también fija a los centrales para que sus compañeros tengan más libertad por las bandas, ya sea Oyarzabal por la izquierda o, en su momento Carlos Vela, ahora Juanmi y Odriozola por el carril diestro. 
Con Eusebio Sacristán en el banquillo es extremadamente raro no verle en los onces iniciales, y ya en el verde, es de los primeros en presionar cuando los suyos salen con la intención de jugar en campo rival. En la 2016-2017 superó sus estadísticas dentro del rectángulo, anotando 14 goles en toda la temporada, 12 de las mismas en el torneo de la regularidad, las otras en Copa. De manera global fue el segundo con más dianas de toda la plantilla, sólo 2 por detrás de Juanmi. Ayudó a la clasificación para la Europa League y, sobre todo, fue el máximo rematador con la testa con 7, por delante de grandes cabeceadores como Ramos, Cristiano y Morata, todos con seis. 
Su fama fue en aumento y desde la Premier League arribaron rumores a Anoeta de que el Everton deseaba pescarlo para sus filas. Definitivamente se terminaron llevando a Sandro, 14 goles con el Málaga, por lo que en la Real iban a continuar contando con sus servicios. Para el actual curso se ha puesto la meta de los 20 goles, ya va por 15, faltando casi la segunda mitad de la campaña. Acumula 5 en la Europa League, 4 en un mismo partido, ante el Vardar en el verde de Macedonia. Por su parte en el certamen doméstico anda por 10, 9 de esos dentro del área, mostrando que dejarle desmarcado es un riesgo que no deberían correr las zagas contrarias. 
Claro que nuevamente ofrece peligro cuando pocos ven que se queda flotando, fuera de la jugada que estén armando sus compañeros, apareciendo luego para remachar con la cabeza, dejando casi sin opciones a los porteros. Suma 4 con dicha fórmula en esta temporada, una de ellas ante el FC Barcelona, aunque no sirvió para la victoria realista. Su club anda con paso irregular, pero él en cada choque pone todo para salir del bache en el que están los de Eusebio. Ha logrado incluso por primera vez en su carrera marcar en 4 jornadas seguidas, teniendo a Eibar, Girona, Las Palmas y Atlético de Madrid como víctimas. De mojar la próxima fecha, repetiría dicho encadenado, pues ya le hizo el daño al Barcelona, Celta y Villarreal.
Eso sí, ha demostrado ser un finalizador nato, de recibir y no adornarse, sino coger y rematar, digamos un 9 clásico europeo, a pesar de venir del cono sur. El dato que lo confirma es que en par de campañas como txuri-urdin, suma únicamente 4 asistencias. Aún no logro entender como Tite no lo ha convocado para probarle de cara a Rusia 2018, alternativa diferente, aunque tan efectiva, para ser recambio de Gabriel Jesús, junto a Firmino. Como brasileño sueña con vestir la verdeamarela algún día, pero ya habla de que no vería con malos ojos tomar el mismo rumbo que Diego Costa y Rodrigo, algo que en mi opinión, el gigante de Sudamérica debería evitar, pues Willian José es una opción real, si de superación y, principalmente de goles se trata. 
@cronicaryan    

El gran fiasco del Estadio Azteca

El estadio más histórico de México tiene la peor cancha del país
Es una gran lástima lo que le ha sucedido al Estadio Azteca, esa cancha donde Maradona y Pelé marcaron historia. Anunciaron la modifi...

Valverde sabe controlar al “mosquito”

Ernesto evita polémicas
Mientras el joven francés sea capaz de conducir, gambetear,, despegarse de sus rivales con una velocidad endemoniada, entrar al área ...